/ jueves 3 de diciembre de 2020

Continúa siendo un calvario para migrantes en la Comar

Migrantes en esperas que nunca terminan y policías de Protección Federal que, de forma parca, no dan detalles de los retrasos en las citas


El cuento de nunca acabar. Migrantes en esperas que nunca terminan y policías de Protección Federal que, de forma parca, no dan detalles de los retrasos en las citas. Ese es el pan de cada día en las oficinas de la Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados (Comar) en Tapachula, donde los extranjeros tienen que soportar inclemencias del tiempo y un calor agobiante en plena vía pública.

Las citas para trámites se han reanudado en esta oficina dependiente de la Secretaría de Gobernación, pero las malas prácticas, según los mismos migrantes, no se terminan.

Claudio, uno de los cubanos que ha acudido a esta oficina de regularización y petición de refugio, señaló que hace apenas uno mes llegó a este lugar para enterarse que su cita había sido cancelada, sin explicación alguna.

Te puede interesar: Disminuyen 50 % solicitudes de refugio en México: Comar


La cancelación ha propiciado que el isleño esté a la deriva en torno a su situación legal en Tapachula, por lo que teme ser detenido en cualquier momento por las autoridades del Instituto Nacional de Migración (INM).

“Hemos hecho todo como lo han pedido las autoridades mexicanas, pero a cambio sólo hemos recibido omisión en nuestros procesos, parece que es una forma de retenernos en esta parte del país para deportarnos, pero no podemos regresar a la isla porque somos unos traicioneros a la patria, así nos ven”, expuso.

En otros casos, los extranjeros son citados y horas en punto y tienen que esperar por varias horas para poder ser atendidos en trámites sencillos, mientras los empleados de esta comisión acusan que es por protocolo por la pandemia.

Incluso un elemento federal amaga y entorpece la labor periodística, con el argumento que no se puede fotografiar en una zona federal, pese a estar en la vía pública.

Caroll, un haitiano originario de Puerto Príncipe, también tiene complicaciones con el idioma y la labor de entendimiento. Habla creole y apenas entiende y dice hola. Adentro, nadie lo puede ayudar, pocos son los que hablan otro idioma. Tribula en la calle a la espera de poder solicitar ayuda, angustiado con poder encontrar a alguien que lo induzca sobre qué debe hacer para poder solicita refugio en México.


Foto: Eduardo Torres | Diario del Sur


Por ahora, la Comar agenda determinado número de personas sin aglomerar a gran número de solicitantes, pero aún así el problema de demoras en los trámites se tardan una eternidad y no transcurren como debería de ser, con la finalidad de evitar mantener el menor tiempo posible a haitianos, centroamericanos y otros ciudadanos de distintas nacionalidades que han llegado a este punto de Chiapas, provenientes de Sudamérica, incluso del continente africano.

Apenas este miércoles, el Alto Comisionado de Naciones Unidas para Refugiados (Acnur) inauguró el refugio para migrantes, con la intención de dar techo a aquellos que estén realizando este procedimiento, pero la primer traba la encuentran en las oficinas de Comar y llegar a este refugio parece imposible.


El cuento de nunca acabar. Migrantes en esperas que nunca terminan y policías de Protección Federal que, de forma parca, no dan detalles de los retrasos en las citas. Ese es el pan de cada día en las oficinas de la Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados (Comar) en Tapachula, donde los extranjeros tienen que soportar inclemencias del tiempo y un calor agobiante en plena vía pública.

Las citas para trámites se han reanudado en esta oficina dependiente de la Secretaría de Gobernación, pero las malas prácticas, según los mismos migrantes, no se terminan.

Claudio, uno de los cubanos que ha acudido a esta oficina de regularización y petición de refugio, señaló que hace apenas uno mes llegó a este lugar para enterarse que su cita había sido cancelada, sin explicación alguna.

Te puede interesar: Disminuyen 50 % solicitudes de refugio en México: Comar


La cancelación ha propiciado que el isleño esté a la deriva en torno a su situación legal en Tapachula, por lo que teme ser detenido en cualquier momento por las autoridades del Instituto Nacional de Migración (INM).

“Hemos hecho todo como lo han pedido las autoridades mexicanas, pero a cambio sólo hemos recibido omisión en nuestros procesos, parece que es una forma de retenernos en esta parte del país para deportarnos, pero no podemos regresar a la isla porque somos unos traicioneros a la patria, así nos ven”, expuso.

En otros casos, los extranjeros son citados y horas en punto y tienen que esperar por varias horas para poder ser atendidos en trámites sencillos, mientras los empleados de esta comisión acusan que es por protocolo por la pandemia.

Incluso un elemento federal amaga y entorpece la labor periodística, con el argumento que no se puede fotografiar en una zona federal, pese a estar en la vía pública.

Caroll, un haitiano originario de Puerto Príncipe, también tiene complicaciones con el idioma y la labor de entendimiento. Habla creole y apenas entiende y dice hola. Adentro, nadie lo puede ayudar, pocos son los que hablan otro idioma. Tribula en la calle a la espera de poder solicitar ayuda, angustiado con poder encontrar a alguien que lo induzca sobre qué debe hacer para poder solicita refugio en México.


Foto: Eduardo Torres | Diario del Sur


Por ahora, la Comar agenda determinado número de personas sin aglomerar a gran número de solicitantes, pero aún así el problema de demoras en los trámites se tardan una eternidad y no transcurren como debería de ser, con la finalidad de evitar mantener el menor tiempo posible a haitianos, centroamericanos y otros ciudadanos de distintas nacionalidades que han llegado a este punto de Chiapas, provenientes de Sudamérica, incluso del continente africano.

Apenas este miércoles, el Alto Comisionado de Naciones Unidas para Refugiados (Acnur) inauguró el refugio para migrantes, con la intención de dar techo a aquellos que estén realizando este procedimiento, pero la primer traba la encuentran en las oficinas de Comar y llegar a este refugio parece imposible.

Policiaca

Arrolla a policía municipal al no respetar preferencia

Hasta el momento el uniformado se encuentra fuera de peligro

Local

Socavón, trampa para automovilistas en las vías del ferrocarril en Huixtla 

Vecinos tuvieron que colocar llantas viejas para prevenir los accidentes

Policiaca

Arrolla a policía municipal al no respetar preferencia

Hasta el momento el uniformado se encuentra fuera de peligro

Local

Socavón, trampa para automovilistas en las vías del ferrocarril en Huixtla 

Vecinos tuvieron que colocar llantas viejas para prevenir los accidentes

Policiaca

A punta de pistola asaltan en tienda de artesanías

Al estar sola y sin que nadie la defendiera no tuvo otra opción más que entregar la cantidad de 7 mil pesos

Local

Alberca abandonada, foco de infección y trampa mortal para perros

Vecinos han encontrado perros ahogados, algunos los han rescatado

Local

La caravana se acerca a Chiapas y en Suchiate no hay presencia militar

De los 600 integrantes de la Guardia Nacional poco se sabe, se los ha tragado la tierra

Local

Cifra histórica, 9 mil migrantes se encaminan hacia México

Al menos nueve mil migrantes están en tránsito por Guatemala, reveló este sábado el departamento de Migración de Guatemala