/ jueves 25 de abril de 2019

Poca credibilidad de aspirantes a secretaría general del SNTSS en Chiapas

Guerra sucia


La guerra sucia entre grupos de aspirantes a ocupar la Secretaria General de la Sección XIV del Sindicato Nacional de Trabajadores del Seguro Social (SNTSS), a realizarse el próximo 20 y 21 de mayo se han incrementado en los últimos días principalmente de parte de simpatizantes de la Planilla Naranja que encabeza Rogelio Canel Barredo quien busca ostentarse en el cargo 6 años más luego de que sustituyó a Francisco Gamboa tras su muerte y que se negó a realizar nuevas elecciones como lo exigía la base trabajadora.

En contraparte la representante de la Planilla Blanca, Sonia Cancino, quien también fue durante los últimos seis años parte del Comité Sindical del SNTSS en Chiapas como Secretaria del Trabajo y que en la lucha por el poder dividieron el equipo que dejó Francisco Gamboa quien ganó las pasadas elecciones y que falleció al poco tiempo de asumir el poder, en estas elecciones estos dos personajes han prometido mucho, sin embargo no cumplieron durante el tiempo que pudieron resolver los problemas al interior de la institución de salud.

El tercer candidato por la planilla violeta es Rolando Gordillo Hernández, quien perdiera las elecciones hace seis años, sin embargo, hoy enfrenta un aparato oficial en el que se utilizan los recursos económicos de las cuotas sindicales en las campañas internas de parte de Canel Barredo y Sonia Cancino.

Los trabajadores sindicalizados del IMSS han reclamado a sus representantes sindicales que no han hecho lo suficiente para buscar mejores condiciones laborales y señalan que mantienen una fuerte carga de trabajo porque no hay contrataciones de personal y el número de derechohabientes ha crecido, son los trabajadores los que enfrentan los reclamos por las carencias de la institución y sus representantes sindicales pareciera que esto no les interesa.

Otro de los señalamientos en contra de Canel Barredo y Sonia Cancino ha sido que el primero “ni con el conocimiento ni la experiencia” que señala tener hicieron algo en favor de los sindicalizados y por el contrario manejó la bolsa de trabajo a su antojo y para beneficio familiar, la segunda que afirma “Elige ser parte del cambio” formó durante seis años la misma camarilla a la que hoy enfrenta y denosta, y al igual que su contrincante es señalada por colocar a sus parientes sin tener derecho en espacios privilegiados en el IMSS.


La guerra sucia entre grupos de aspirantes a ocupar la Secretaria General de la Sección XIV del Sindicato Nacional de Trabajadores del Seguro Social (SNTSS), a realizarse el próximo 20 y 21 de mayo se han incrementado en los últimos días principalmente de parte de simpatizantes de la Planilla Naranja que encabeza Rogelio Canel Barredo quien busca ostentarse en el cargo 6 años más luego de que sustituyó a Francisco Gamboa tras su muerte y que se negó a realizar nuevas elecciones como lo exigía la base trabajadora.

En contraparte la representante de la Planilla Blanca, Sonia Cancino, quien también fue durante los últimos seis años parte del Comité Sindical del SNTSS en Chiapas como Secretaria del Trabajo y que en la lucha por el poder dividieron el equipo que dejó Francisco Gamboa quien ganó las pasadas elecciones y que falleció al poco tiempo de asumir el poder, en estas elecciones estos dos personajes han prometido mucho, sin embargo no cumplieron durante el tiempo que pudieron resolver los problemas al interior de la institución de salud.

El tercer candidato por la planilla violeta es Rolando Gordillo Hernández, quien perdiera las elecciones hace seis años, sin embargo, hoy enfrenta un aparato oficial en el que se utilizan los recursos económicos de las cuotas sindicales en las campañas internas de parte de Canel Barredo y Sonia Cancino.

Los trabajadores sindicalizados del IMSS han reclamado a sus representantes sindicales que no han hecho lo suficiente para buscar mejores condiciones laborales y señalan que mantienen una fuerte carga de trabajo porque no hay contrataciones de personal y el número de derechohabientes ha crecido, son los trabajadores los que enfrentan los reclamos por las carencias de la institución y sus representantes sindicales pareciera que esto no les interesa.

Otro de los señalamientos en contra de Canel Barredo y Sonia Cancino ha sido que el primero “ni con el conocimiento ni la experiencia” que señala tener hicieron algo en favor de los sindicalizados y por el contrario manejó la bolsa de trabajo a su antojo y para beneficio familiar, la segunda que afirma “Elige ser parte del cambio” formó durante seis años la misma camarilla a la que hoy enfrenta y denosta, y al igual que su contrincante es señalada por colocar a sus parientes sin tener derecho en espacios privilegiados en el IMSS.

Policiaca

¡Encontronazo!

En el tramo carretero Tapachula-Puerto Madero