/ miércoles 17 de abril de 2024

Hemofilia, cómo tratar esta rara enfermedad genética

La hemofilia es un trastorno genético que impide la coagulación normal de la sangre, causando hemorragias graves

La hemofilia es una enfermedad genética que impide a la sangre coagular adecuadamente, lo que puede resultar en hemorragias significativas. Se trata de un trastorno de la coagulación hereditario, ligado al cromosoma X.

Se transmite de madre a hijo, siendo la madre portadora del gen defectuoso. Aunque en algunos casos se produce por mutación genética sin antecedentes familiares. Esto se debe a que el cromosoma X contiene muchos genes relacionados con la coagulación sanguínea, y la madre puede transmitir el gen defectuoso en uno de los dos cromosomas X que posee.

Se caracteriza por niveles bajos o ausentes de factores de coagulación, especialmente el factor VIII o IX. Estos factores son esenciales para la formación de coágulos que detienen el sangrado. Cuando estos factores están deficientes, las personas con hemofilia pueden experimentar hemorragias prolongadas, incluso después de lesiones leves.


¿A cuántas personas afecta la hemofilia?


La hemofilia afecta a uno de cada diez mil nacidos, con aproximadamente 400.000 casos en el mundo. La gravedad de la enfermedad varía según el nivel de los factores de coagulación presentes en la sangre de la persona afectada.


Opciones de tratamiento


El tratamiento de la hemofilia implica reemplazar el factor de coagulación faltante para que la sangre pueda coagular normalmente. Esto se realiza inyectando en una vena concentrados del factor de la coagulación fabricados comercialmente. Hay dos tipos principales de concentrados de factor de la coagulación: los derivados del plasma sanguíneo y los recombinados.

Además de los concentrados de factores de coagulación, existen otros tratamientos como el DDAVP® (acetato de desmopresina), el ácido épsilon aminocaproico y el crioprecipitado, cada uno con sus indicaciones específicas y formas de administración. La elección del tratamiento depende de la gravedad de la hemofilia y las necesidades individuales de cada paciente.

La atención médica especializada, proporcionada por centros de tratamiento integral para la hemofilia (HTC), es fundamental para el manejo adecuado de esta enfermedad. Estos centros ofrecen atención multidisciplinaria que aborda todas las necesidades relacionadas con la hemofilia, incluyendo información educativa y apoyo emocional para pacientes y sus familias.


Te puede interesar: Falta cultura de donación de sangre en Tapachula


Diez consejos para afrontar la hemofilia en la vida diaria:


1. Aprende a manejar tu tratamiento: Conoce cómo administrarte el factor de coagulación según las indicaciones médicas para aumentar tu autonomía y controlar mejor tu condición.

2. Actúa rápidamente ante hemorragias: Mantén el factor de coagulación necesario en casa y aplica el tratamiento rápidamente en caso de sangrado leve o moderado. Ante hemorragias graves, busca atención médica urgente en las primeras dos horas.

3. Ejercicio adecuado: Practica actividades físicas como natación, senderismo o ciclismo para fortalecer músculos y proteger articulaciones, evitando deportes de contacto que puedan aumentar el riesgo de lesiones.

4. Control de peso: Mantén un peso saludable para reducir la carga en tu cuerpo y minimizar la tensión en las articulaciones.

5. Alimentación balanceada: Incluye alimentos ricos en hierro, proteínas, vitaminas y minerales esenciales para compensar las pérdidas de sangre y fortalecer tu salud general.



La hemofilia afecta a uno de cada diez mil nacidos/Foto: mundodeportivo.com



6. Uso adecuado de medicamentos: Consulta con tu médico sobre qué medicamentos son seguros para ti, evitando aquellos que puedan interferir con la coagulación.

7. Higiene bucal rigurosa: Dado el riesgo de hemorragias en la boca, cuida tu higiene oral cepillándote dos veces al día y realizando revisiones dentales regulares.

8. Precauciones en los viajes: Infórmate sobre los centros médicos especializados en hemofilia en tu destino y lleva contigo información médica relevante en caso de emergencias.

9. Busca apoyo y comparte: No enfrentes la hemofilia solo, busca el respaldo de familiares, médicos y profesionales de la salud mental para afrontar los desafíos emocionales y físicos.

10. Conoce tu genética: Si planeas tener hijos, considera estudios genéticos para comprender mejor el riesgo de hemofilia en tu familia y tomar decisiones informadas.


La hemofilia es una enfermedad genética que impide a la sangre coagular adecuadamente, lo que puede resultar en hemorragias significativas. Se trata de un trastorno de la coagulación hereditario, ligado al cromosoma X.

Se transmite de madre a hijo, siendo la madre portadora del gen defectuoso. Aunque en algunos casos se produce por mutación genética sin antecedentes familiares. Esto se debe a que el cromosoma X contiene muchos genes relacionados con la coagulación sanguínea, y la madre puede transmitir el gen defectuoso en uno de los dos cromosomas X que posee.

Se caracteriza por niveles bajos o ausentes de factores de coagulación, especialmente el factor VIII o IX. Estos factores son esenciales para la formación de coágulos que detienen el sangrado. Cuando estos factores están deficientes, las personas con hemofilia pueden experimentar hemorragias prolongadas, incluso después de lesiones leves.


¿A cuántas personas afecta la hemofilia?


La hemofilia afecta a uno de cada diez mil nacidos, con aproximadamente 400.000 casos en el mundo. La gravedad de la enfermedad varía según el nivel de los factores de coagulación presentes en la sangre de la persona afectada.


Opciones de tratamiento


El tratamiento de la hemofilia implica reemplazar el factor de coagulación faltante para que la sangre pueda coagular normalmente. Esto se realiza inyectando en una vena concentrados del factor de la coagulación fabricados comercialmente. Hay dos tipos principales de concentrados de factor de la coagulación: los derivados del plasma sanguíneo y los recombinados.

Además de los concentrados de factores de coagulación, existen otros tratamientos como el DDAVP® (acetato de desmopresina), el ácido épsilon aminocaproico y el crioprecipitado, cada uno con sus indicaciones específicas y formas de administración. La elección del tratamiento depende de la gravedad de la hemofilia y las necesidades individuales de cada paciente.

La atención médica especializada, proporcionada por centros de tratamiento integral para la hemofilia (HTC), es fundamental para el manejo adecuado de esta enfermedad. Estos centros ofrecen atención multidisciplinaria que aborda todas las necesidades relacionadas con la hemofilia, incluyendo información educativa y apoyo emocional para pacientes y sus familias.


Te puede interesar: Falta cultura de donación de sangre en Tapachula


Diez consejos para afrontar la hemofilia en la vida diaria:


1. Aprende a manejar tu tratamiento: Conoce cómo administrarte el factor de coagulación según las indicaciones médicas para aumentar tu autonomía y controlar mejor tu condición.

2. Actúa rápidamente ante hemorragias: Mantén el factor de coagulación necesario en casa y aplica el tratamiento rápidamente en caso de sangrado leve o moderado. Ante hemorragias graves, busca atención médica urgente en las primeras dos horas.

3. Ejercicio adecuado: Practica actividades físicas como natación, senderismo o ciclismo para fortalecer músculos y proteger articulaciones, evitando deportes de contacto que puedan aumentar el riesgo de lesiones.

4. Control de peso: Mantén un peso saludable para reducir la carga en tu cuerpo y minimizar la tensión en las articulaciones.

5. Alimentación balanceada: Incluye alimentos ricos en hierro, proteínas, vitaminas y minerales esenciales para compensar las pérdidas de sangre y fortalecer tu salud general.



La hemofilia afecta a uno de cada diez mil nacidos/Foto: mundodeportivo.com



6. Uso adecuado de medicamentos: Consulta con tu médico sobre qué medicamentos son seguros para ti, evitando aquellos que puedan interferir con la coagulación.

7. Higiene bucal rigurosa: Dado el riesgo de hemorragias en la boca, cuida tu higiene oral cepillándote dos veces al día y realizando revisiones dentales regulares.

8. Precauciones en los viajes: Infórmate sobre los centros médicos especializados en hemofilia en tu destino y lleva contigo información médica relevante en caso de emergencias.

9. Busca apoyo y comparte: No enfrentes la hemofilia solo, busca el respaldo de familiares, médicos y profesionales de la salud mental para afrontar los desafíos emocionales y físicos.

10. Conoce tu genética: Si planeas tener hijos, considera estudios genéticos para comprender mejor el riesgo de hemofilia en tu familia y tomar decisiones informadas.


Policiaca

Madre e hijo fueron arrastrados por las fuertes corrientes del río Coatán

Hasta el momento no hay resultados positivos y es muy peligroso seguir en la búsqueda por la fuerte corriente que se presenta en el río

Elecciones 2024

¿Dónde te toca votar? Encuentra tu casilla para las elecciones 2024

El INE ha habilitado un asistente virtual en WhatsApp llamado “Inés”. Este chatbot tiene el objetivo de ayudar a los ciudadanos a aclarar sus dudas

Elecciones 2024

Régulo Palomeque, candidato del PVEM recibe amenazas telefónicas

Los dos candidatos continúan con sus campañas, realizando recorridos sin temor y presentando sus propuestas de trabajo

Local

Denuncian falta de permisos para eventos sociales en Tuzantán

Una vez pasadas las elecciones, se pueda buscar el diálogo a través de una asamblea para promover el cambio de autoridades rurales

Local

México y Guatemala tienen el compromiso de ayudarse mutuamente: AMLO

En la Reunión Bilateral México- Guatemala hablarán sobre: Seguridad fronteriza, Movilidad humana y migración, Infraestructura y Cooperación

Policiaca

Detienen a tres presuntos carteristas en el centro de Tapachula

Los delincuentes fueron puestos a disposición del juez conciliador y calificador por una falta administrativa en los separos de seguridad pública municipal