/ martes 30 de junio de 2020

Desgasta la COMAR a migrantes en Tapachula

Lleva más de un mes aplazando la reapertura y realización de solicitudes de refugio y otros trámites


La Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados ( Comar ) mantiene en ascuas a cientos de migrantes en la frontera sur, debido a que desde hace más de un mes mantiene inactivos los trámites de solicitudes que realizan los extranjeros para protección humanitaria.

Este martes 30 de junio, un grupo de centroamericanos y haitianos llegó hasta las oficinas localizadas en la esquina de la 4a Avenida Sur, para iniciar trámites relacionados con reunificación familiar, emisión de resolución, solicitudes de traslado, plazo para apelación y recurso de firmas.

Foto: Eduardo Torres | Diario del Sur 

Desde las 6:30 horas, los extranjeros aguardaron en la acera frontal al inmueble y pasadas las 9:15 de la mañana, empleados de dicha comisión salieron a la calle acompañados de dos policías federales, que dieron la instrucción de hacer una fila para ser atendidos.

La sorpresa para todos fue que en realidad no recibieron atención en el punto y una mujer exhortó a cada uno que pasaba a llamar a los teléfonos colocados en los carteles afuera del edificio.

Una pérdida de tiempo y esfuerzo en vano por parte de los migrantes, que cabizbajos tuvieron que marcharse del lugar.

Para muchos la inactividad de estas oficinas es una preocupación, como el caso de José Lacayó, quien teme ser detenido y deportado por el Instituto Nacional de Migración (INM), debido a que el papel que le otorgaron en la COMAR ha vencido su plazo y no puede iniciar el proceso de solicitud de refugio ante el paro de labores.

Foto: Eduardo Torres | Diario del Sur 

“Me han dicho que llame después de estar esperando más de tres horas aquí, no tenemos a dónde ir y ya nos han dicho que abren y abren pero nada, siempre aplazan la fecha”, apuntó.

La pandemia del Covid 19 mantiene varados a cientos de migrantes en Tapachula y municipios aledaños. Los trámites en las oficinas de regularización migratoria no avanzan, mientras que las solicitudes de refugio están paradas, según versiones de los mismos afectados que llegan a esperar inútilmente por una firma en un papel.

/BJ


La Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados ( Comar ) mantiene en ascuas a cientos de migrantes en la frontera sur, debido a que desde hace más de un mes mantiene inactivos los trámites de solicitudes que realizan los extranjeros para protección humanitaria.

Este martes 30 de junio, un grupo de centroamericanos y haitianos llegó hasta las oficinas localizadas en la esquina de la 4a Avenida Sur, para iniciar trámites relacionados con reunificación familiar, emisión de resolución, solicitudes de traslado, plazo para apelación y recurso de firmas.

Foto: Eduardo Torres | Diario del Sur 

Desde las 6:30 horas, los extranjeros aguardaron en la acera frontal al inmueble y pasadas las 9:15 de la mañana, empleados de dicha comisión salieron a la calle acompañados de dos policías federales, que dieron la instrucción de hacer una fila para ser atendidos.

La sorpresa para todos fue que en realidad no recibieron atención en el punto y una mujer exhortó a cada uno que pasaba a llamar a los teléfonos colocados en los carteles afuera del edificio.

Una pérdida de tiempo y esfuerzo en vano por parte de los migrantes, que cabizbajos tuvieron que marcharse del lugar.

Para muchos la inactividad de estas oficinas es una preocupación, como el caso de José Lacayó, quien teme ser detenido y deportado por el Instituto Nacional de Migración (INM), debido a que el papel que le otorgaron en la COMAR ha vencido su plazo y no puede iniciar el proceso de solicitud de refugio ante el paro de labores.

Foto: Eduardo Torres | Diario del Sur 

“Me han dicho que llame después de estar esperando más de tres horas aquí, no tenemos a dónde ir y ya nos han dicho que abren y abren pero nada, siempre aplazan la fecha”, apuntó.

La pandemia del Covid 19 mantiene varados a cientos de migrantes en Tapachula y municipios aledaños. Los trámites en las oficinas de regularización migratoria no avanzan, mientras que las solicitudes de refugio están paradas, según versiones de los mismos afectados que llegan a esperar inútilmente por una firma en un papel.

/BJ