/ sábado 18 de marzo de 2023

Aumenta detención de maras en México

De 2019 al 7 de marzo pasado fueron deportados 69 integrantes de pandillas centroamericanas

La detención de integrantes de pandillas centroamericanas, intentando ingresar a México desde la frontera sur, aumentó 214 por ciento el año pasado, en referencia a 2021, de acuerdo con cifras proporcionadas por el Instituto Nacional de Migración (INM) a través de una solicitud de información realizada por El Sol de México en la Plataforma Nacional de Transparencia.

De acuerdo con los datos, en lo que va de 2023 ya son 11 los pandilleros, en su mayoría procedentes de El Salvador, los que han sido detenidos y deportados por las autoridades mexicanas.

Puede interesarte. El Salvador exporta modelo antipandillas

Esta cifra representa la mitad de la registrada durante todo el año pasado, cuando el INM detuvo a 22 pandilleros, todos procedentes de El Salvador, así como un incremento de 214 por ciento respecto a las siete capturas reportadas en el año 2021.

En total son 69 los “mareros” detenidos y deportados a sus países de origen desde enero de 2019 y hasta el pasado 7 de marzo. De estos, 18 fueron capturados en territorio mexicano en 2019; 11 en 2020, siete en 2021 y 22 el año pasado.

El incremento, en opinión de Javier Urbano, titular del departamento sobre migración de la Universidad Iberoamericana (Ibero), responde a las políticas de mano dura implementadas por el gobierno del presidente Nayib Bukele, contra las pandillas de la Mara Salvatrucha (MS-13) y Barrio 18, que llevan más de 20 años de generar terror entre los salvadoreños.

Se trata de una especie, comentó Urbano, de huida frente a medidas como el estado de excepción impuesto desde hace un año, que ha permitido detenciones masivas, así como la amenaza de dejarlos morir de hambre en la prisión de alta seguridad que el mandatario salvadoreño construyó específicamente para encarcelarlos.

“Es cierto que están llegando muchos pandilleros a la frontera sur huyendo del régimen de excepción que pueden estar engordando las estructuras en México, pero todavía no hay elementos suficientes como para decir que la MS-13 se está trasladando hacia México”, explicó el experto en seguridad y migración latinoamericana.

La intención, de acuerdo con Urbano, no es tanto quedarse en nuestro país, sino llegar a Estados Unidos, donde a lo largo de décadas han logrado tener influencia en los barrios más pobres de ciudades como Los Ángeles, Chicago y Nueva York; “buscan irse lo más lejos de El Salvador”.

Carlos Guevara, periodista salvadoreño, experto en pandillas, coincidió en que la presencia de estos grupos en México no es nueva, pues se estima que la MS-13 está en nuestro país desde inicios de este siglo y, de una manera más formal, desde hace casi una década creó uno de sus proyectos más ambiciosos: el llamado Programa México, con el que buscó expandir su dominio fuera de El Salvador.

En entrevista con este diario, Guevara aseguró que los miembros de la MS-13 al asentarse en México tuvieron que relacionarse con unos interlocutores inevitables y necesarios para sus actividades: los poderosos grupos del narcotráfico en el país. Así, la pandilla se habría aliado con el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG), el Cártel de Sinaloa, el Cártel del Golfo y Los Zetas.

Consideradas como organizaciones terroristas desde 2015 por la Corte Suprema de El Salvador, Las Maras fueron incluidas en 2012 por Estados Unidos en su lista de grupos criminales internacionales, junto a organizaciones mexicanas dedicadas al narcotráfico como Los Zetas.

Según la ONU, algunos grupos de estos pandilleros se localizan especialmente en Chiapas, estado fronterizo con Guatemala y lugar de paso de miles de migrantes centroamericanos cada año, y en el área de Tijuana, que limita con California. Ahí se dedican a extorsionar a migrantes y llegan a aliarse con los traficantes de personas, conocidos como polleros, para llevar a indocumentados a Estados Unidos. Incluso Guevara aseguró que llegaron a controlar La Bestia, como se le conoce al tren en el que los migrantes se transportan desde Chiapas hasta la frontera norte.

De acuerdo con la información proporcionada por el INM, aunque en su mayoría son hombres los pandilleros detenidos en México, el número de mujeres interceptadas, integrantes de Las Maras, pasó de una en 2021 a cinco el año pasado. Antes de 2020 no se tienen registros de mujeres pandilleras detenidas en el país.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

La Fiscalía salvadoreña estima que de los 76 mil miembros que forman los distintos “clanes” de las pandillas, aproximadamente cuatro mil son mujeres no mayores de 30 años de edad.

Esta semana, el gobierno de Nayib Bukele informó que trasladó a dos mil integrantes de Las Maras a una prisión de alta seguridad. “Este día, en un nuevo operativo, trasladamos al segundo grupo de dos mil pandilleros al Centro de Confinamiento del Terrorismo”, publicó el Presidente salvadoreño en su cuenta oficial de Twitter.

La detención de integrantes de pandillas centroamericanas, intentando ingresar a México desde la frontera sur, aumentó 214 por ciento el año pasado, en referencia a 2021, de acuerdo con cifras proporcionadas por el Instituto Nacional de Migración (INM) a través de una solicitud de información realizada por El Sol de México en la Plataforma Nacional de Transparencia.

De acuerdo con los datos, en lo que va de 2023 ya son 11 los pandilleros, en su mayoría procedentes de El Salvador, los que han sido detenidos y deportados por las autoridades mexicanas.

Puede interesarte. El Salvador exporta modelo antipandillas

Esta cifra representa la mitad de la registrada durante todo el año pasado, cuando el INM detuvo a 22 pandilleros, todos procedentes de El Salvador, así como un incremento de 214 por ciento respecto a las siete capturas reportadas en el año 2021.

En total son 69 los “mareros” detenidos y deportados a sus países de origen desde enero de 2019 y hasta el pasado 7 de marzo. De estos, 18 fueron capturados en territorio mexicano en 2019; 11 en 2020, siete en 2021 y 22 el año pasado.

El incremento, en opinión de Javier Urbano, titular del departamento sobre migración de la Universidad Iberoamericana (Ibero), responde a las políticas de mano dura implementadas por el gobierno del presidente Nayib Bukele, contra las pandillas de la Mara Salvatrucha (MS-13) y Barrio 18, que llevan más de 20 años de generar terror entre los salvadoreños.

Se trata de una especie, comentó Urbano, de huida frente a medidas como el estado de excepción impuesto desde hace un año, que ha permitido detenciones masivas, así como la amenaza de dejarlos morir de hambre en la prisión de alta seguridad que el mandatario salvadoreño construyó específicamente para encarcelarlos.

“Es cierto que están llegando muchos pandilleros a la frontera sur huyendo del régimen de excepción que pueden estar engordando las estructuras en México, pero todavía no hay elementos suficientes como para decir que la MS-13 se está trasladando hacia México”, explicó el experto en seguridad y migración latinoamericana.

La intención, de acuerdo con Urbano, no es tanto quedarse en nuestro país, sino llegar a Estados Unidos, donde a lo largo de décadas han logrado tener influencia en los barrios más pobres de ciudades como Los Ángeles, Chicago y Nueva York; “buscan irse lo más lejos de El Salvador”.

Carlos Guevara, periodista salvadoreño, experto en pandillas, coincidió en que la presencia de estos grupos en México no es nueva, pues se estima que la MS-13 está en nuestro país desde inicios de este siglo y, de una manera más formal, desde hace casi una década creó uno de sus proyectos más ambiciosos: el llamado Programa México, con el que buscó expandir su dominio fuera de El Salvador.

En entrevista con este diario, Guevara aseguró que los miembros de la MS-13 al asentarse en México tuvieron que relacionarse con unos interlocutores inevitables y necesarios para sus actividades: los poderosos grupos del narcotráfico en el país. Así, la pandilla se habría aliado con el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG), el Cártel de Sinaloa, el Cártel del Golfo y Los Zetas.

Consideradas como organizaciones terroristas desde 2015 por la Corte Suprema de El Salvador, Las Maras fueron incluidas en 2012 por Estados Unidos en su lista de grupos criminales internacionales, junto a organizaciones mexicanas dedicadas al narcotráfico como Los Zetas.

Según la ONU, algunos grupos de estos pandilleros se localizan especialmente en Chiapas, estado fronterizo con Guatemala y lugar de paso de miles de migrantes centroamericanos cada año, y en el área de Tijuana, que limita con California. Ahí se dedican a extorsionar a migrantes y llegan a aliarse con los traficantes de personas, conocidos como polleros, para llevar a indocumentados a Estados Unidos. Incluso Guevara aseguró que llegaron a controlar La Bestia, como se le conoce al tren en el que los migrantes se transportan desde Chiapas hasta la frontera norte.

De acuerdo con la información proporcionada por el INM, aunque en su mayoría son hombres los pandilleros detenidos en México, el número de mujeres interceptadas, integrantes de Las Maras, pasó de una en 2021 a cinco el año pasado. Antes de 2020 no se tienen registros de mujeres pandilleras detenidas en el país.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

La Fiscalía salvadoreña estima que de los 76 mil miembros que forman los distintos “clanes” de las pandillas, aproximadamente cuatro mil son mujeres no mayores de 30 años de edad.

Esta semana, el gobierno de Nayib Bukele informó que trasladó a dos mil integrantes de Las Maras a una prisión de alta seguridad. “Este día, en un nuevo operativo, trasladamos al segundo grupo de dos mil pandilleros al Centro de Confinamiento del Terrorismo”, publicó el Presidente salvadoreño en su cuenta oficial de Twitter.

Local

Compromiso cívico, más de 42 mil observadores en las Elecciones 2024

Durante la jornada electoral, los observadores desempeñan un papel fundamental para garantizar un proceso transparente

Local

Más de mil hectáreas arrasadas por incendios en la Reserva de la Encrucijada 

La Conafor reporta una reducción de más del 50% de áreas afectadas a comparación del año pasado

Literatura

Rosario Castellanos: quién fue la mujer chiapaneca que cambió la literatura en México

La influencia de Rosario Castellanos perdura, inspirando a nuevas generaciones a seguir explorando y cuestionando el mundo a través de la literatura

Doble Vía

Junio: días que habrán suspensión de clases según la SEP

La última entrega de boletas está programada para el lunes 15 de julio, El ciclo escolar 2023-2024 de la SEP concluirá oficialmente el martes 16 de julio

Local

Locatarios del mercado de Huehuetán llevan 5 días sin agua

Locatarios están solicitando el apoyo de las autoridades del ayuntamiento municipal para que ayuden a reactivar el servicio de agua

Elecciones 2024

Eduardo Ramírez pide evitar violencia electoral este 2 de junio

Chiapas vivirá una forma diferente de hacer política y todos los candidatos, así como candidatas debe tener un conciencia clara y estar preparados